Saltar

Ideas originales para personalizar el armario IVAR

El armario IVAR da mucho juego a la hora de personalizarlo. El pino macizo sin tratar ofrece muchas posibilidades (se puede pintar, teñir, agujerear, etc.). Por eso, nos encanta hacer cosas creativas con él. Echa un vistazo a algunas de las ideas que se nos han ocurrido hasta el momento. Desde pintarlo hasta añadir más zonas de almacenamiento que se adapten a tus necesidades. ¡Te damos unas cuantas alternativas fantásticas!

¿Tienes un armario IVAR y quieres darle un toque personal? No importa si lo acabas de comprar o si lleva varios años contigo y quieres renovarlo, estas opciones te inspirarán para conseguir una pieza única. Empezamos...

1. Soluciones de almacenaje para juegos

¿Eres amante de los juegos de mesa? Entonces, estas soluciones de almacenaje son para ti, ya que van de fábula para tener ordenado el material de ocio de toda la familia, sobre todo en el salón.

En el interior de las puertas pusimos unos ganchos para los auriculares, un cesto para los mandos y un portapapeles para el recuento de puntos. También atornillamos un revistero de contrachapado al lateral del armario para guardar las tabletas. ¡Todo listo para la próximo ratito de juegos!

2. Un tocador

Sí, como lo lees, con el armario IVAR puedes crear un original tocador en el que poder arreglarte sin tener que ocupar el baño durante tanto tiempo.

Nosotros le hicimos un agujero central en las puertas para tener algunas cosas guardadas y otras a la vista. A continuación pintamos el interior y el exterior para dar un toque de contraste. En un lateral pusimos un espejo extensible para vernos bien mientras nos preparamos y, como toque final, una guirnalda de luces para darle todavía más glamour. ¿Qué te parece?

Como en el caso anterior, también se le pueden añadir cestas de almacenaje si es necesario.

3. Armarios IVAR convertidos en mural

En esta ocasión hemos utilizado cuatro armarios IVAR, algo que es ideal si necesitas guardar muchas cosas.

Una vez colocados, pintamos un mural grande en colores pastel y en uno de los armarios pusimos un riel para colgar las obras de arte y las brochas. Nosotros optamos por poner ganchos con pinza, pero puedes poner perchas si lo prefieres.

No obstante, esto es solo una idea, puedes utilizar este tipo de rieles para colgar lo que necesites.

4. Una alacena

¿Necesitas almacenamiento extra en la cocina? Crea una pequeña alacena con tu armario IVAR. Nosotros pintamos el armario de color azul (y una parte de la pared para integrarlo) y forramos el panel trasero con periódicos para darle un toque vintage. En el interior de las puertas pusimos ganchos y cestos.

Como ves, en él se pueden guardar muchas cosas y si todavía necesitas más espacio, puedes complementar la alacena con cajones para colgar como TROFAST.

5. Armario para el dormitorio

Con cuatro armarios IVAR encima de dos cómodas fijadas a la pared, puedes conseguir un armario de lo más espacioso para tu dormitorio.

El toque creativo lo pone el diseño, hecho con unas plantillas y pintura negra. Por supuesto, lo ideal es que lo adaptes a tus gustos y al estilo de tu dormitorio. En este sentido, lo mejor es que optes por los colores y formas que mejor combinen. ¡Tú eliges!

6. Una casa de muñecas secreta

A los peques de la casa les llamará mucho la atención y lo mejor es que os ayudará a tener todo mucho más recogido.

Para montarla solo tienes que poner un papel de fondo bonito y percheros de colores en las puertas. Como guinda, a pesar de estar fijado a la pared, nosotros le pusimos una pata con un calcetín para darle un toque más divertido. Una vez hecho esto, mete los juguetes, ¡y listo!

¿Cuál de estas ideas te ha gustado más? Si te ha sorprendido todo lo que puedes hacer con un armario y te gustaría seguir inspirándote para renovar tu hogar a partir de los muebles que ya tienes, aquí te dejamos una selección de artículos que pueden interesarte.

Nos encanta que los clientes utilicen nuestros productos de una forma creativa. ¡Atrévete tú también! Pero debes tener en cuenta que las modificaciones y cambios que introduzcas en los productos de IKEA impiden que se puedan volver a vender o utilizar para su uso original, por lo que invalidan las garantías comerciales de IKEA y el derecho a devolución.