Camas de matrimonio o camas dobles

¡Una cama doble para dormir a lo grande!

Duerme en una cama doble y empieza el día con energía. Nuestras camas de matrimonio son baratas, resistentes y de calidad, mejoran el confort de los colchones. Siempre puedes aumentar el confort de tu cama doble eligiendo un topper de colchón y complementarla con nuestras fundas nórdicas y cojines. ¡Algunas tienen almacenaje integrado!

La cama de matrimonio, el lugar más importante de la casa (después del sofá)

Una siesta en el sofá sienta de maravilla, pero ningún lugar es mejor para dormir que en una cama doble, ¿a qué sí? La luz inunda la habitación y vas cerrando los ojos hasta caer rendido. Y qué decir por la noche: descansar en horizontal es primordial y encontrar la cama de matrimonio que mejor te va, también.

Entre las diferentes camas de matrimonio de IKEA encontrarás diseños atemporales pero llenos de personalidad. Rústico, blanco, negro, de madera o de acero, inspirada en la cama de la abuela… Duermas solo o sola, o en compañía, sentirás el mayor confort en cualquiera de nuestras camas de matrimonio. Además, tenemos las mesitas de noche que mejor combinan con la cama doble que elijas. Ah, y recuerda que para poner el broche final a tu cama de matrimonio puedes elegir uno de nuestros bonitos cabeceros de cama. Y si buscas una cama de matrimonio barata, en IKEA no solo te ofrecemos el máximo confort, sino los mejores precios.

 

Tu cama doble para el mejor descanso

Disfruta de la variedad en camas de matrimonio que te ofrecemos. Con ellas conseguirás el mejor confort a precios increíbles. Con una cama doble de IKEA disfrutarás del máximo descanso garantizado. ¡Descubre toda nuestra gama de camas

Para los que tienen espacio y los que no, tenemos camas de 140x200 cm, camas de 160x200 cm, camas de 90x200 cm o camas de 90x190 cm, canapés abatibles, con 4 amplios cajones…

Reinventa tu dormitorio con estructuras de camas altas o monta una cama alta con escritorio y armario en 2m2. ¿Ya has pensado en la ropa de cama con la que despedirás la jornada?