Saltar
Saltar a la lista de productos
Recibe tus accesorios en casa a partir de 48 horas laborables, desde 4€

Cojines con relleno

Hola, cojines. Hola, confort. Ya sea cuadrado, rectangular o cilíndrico, es un apoyo para el cuerpo. Y tanto si lo colocas en el sofá, el sillón o la cama, da forma a tu estilo. Echa un vistazo a nuestra selección con muchos colores, estampados y detalles como borlas y botones.

¿Tu sofá está un poco apagado? ¿Ya no es tan suave como cuando lo compraste? Solo tienes que añadir unos cuantos cojines. Le darán un toque acogedor en un instante. Además, toda la habitación se impregnará de esta calidez, no solo el sofá.

Además, los cojines para sofás son muy flexibles. Se adaptarán a tu espalda cuando te acurruques en el sofá con un libro y una taza de té caliente. Aliviarán la tensión del cuello cuando apoyes la cabeza mientras disfrutas de tu serie favorita. Son excelentes a la hora de ayudar a los niños a construir su propio fuerte. Además, puedes colocarlos en el suelo para utilizarlos como pufs cuando el resto de asientos estén ocupados.

Los cojines para sofás también sirven para decorar

Los cojines te ayudan a engalanar no solo el sofá, sino toda la habitación. Aportan calidez y suavidad, y pueden llamar la atención si son de colores que contrastan. No te olvides de variar también el tamaño de los cojines para conseguir los mejores resultados. Por ejemplo, al añadir un cojín grande en un sofá con muchos cojines pequeños, conseguirás crear contraste y una sensación más alegre.

Cómo dar un aire nuevo a los cojines de siempre

Para crear una buena impresión, asegúrate de mullir los cojines antes de colocarlos en el sofá.

El método clásico es golpear suavemente los cojines por todos los lados. Volverán a ser mullidos de nuevo. Sin embargo, el aspecto no será muy vistoso. Así que el siguiente paso es golpearlos directamente desde arriba para obtener una especie de borde superior doblado. Y si eso no es suficiente, puedes presionar ambos lados también. Al golpearlos por estos tres sitios, conseguirás que tengan una forma definida. Los decoradores suelen utilizar este truco.

Aprovecha al máximo tu sofá con las fundas de cojín para sofás

Pasamos unas cuantas horas en el sofá. Aquí es donde pasamos esos ratos agradables frente al televisor. O nos echamos las siestas con los niños los fines de semana. Es donde pasamos el rato con nuestros amigos y familiares. O nos tomamos esos desayunos tardíos los domingos. Quieres aprovechar al máximo el sofá y los cojines sin tener que preocuparte por las manchas o el desgaste.

Con una funda de cojín para sofás, no tendrás que preocuparte por eso. Solo tienes que centrarte en disfrutar del sofá. Coloca las fundas en los cojines y ya está. Si se ensucian, solo tienes que meterlos en la lavadora. Sin preocupaciones.

Y cuando te canses del color que hayas escogido, solo tienes que cambiar las fundas. Es una solución mucho más práctica y barata que tener que comprar cojines nuevos.