Saltar
Saltar a la lista de productos
Recibe tus accesorios en casa a partir de 48 horas laborables, desde 4€

Almohadas de fibra y microfibra

Una almohada cómoda que se adapte a tu forma de dormir puede ser la clave para empezar el día con una sonrisa. Boca abajo, de lado, abrazando la almohada... Duermas como duermas, hay una almohada para ti, ya sea de poliéster, de fibra hueca o de microfibra. Se pueden lavar a máquina para que puedas conservarlas limpias y en buen estado.

Un buen descanso nocturno es uno de los mayores y más simples placeres de la vida. También es una parte esencial de la salud y la felicidad cotidianas. Por eso es tan importante tener la almohada adecuada. Una buena almohada debe ser lisa y suave y proporcionar el grado de apoyo perfecto para la cabeza y el cuello mientras duermes. Te permite relajarte y descansar cómodamente mientras aguanta literalmente el peso de los hombros.

Disfruta de comodidad y relajación a la hora de dormir con una almohada de microfibra, fibra hueca o poliéster de IKEA. Disponemos de almohadas blandas y firmes para dormir boca arriba, boca abajo o de lado en una variedad de formas y tamaños.

Almohadas de microfibra, fibra hueca y poliéster

Las almohadas deben ser lo suficientemente blandas como para ser cómodas, pero también lo suficientemente firmes como para proporcionar apoyo. También deben ser transpirables, fáciles de limpiar, hipoalergénicas y resistentes a la humedad. Por eso los materiales sintéticos como la microfibra, la fibra hueca y el poliéster son los mejores para las almohadas.

Las almohadas de microfibra están hechas de hilos ultrafinos de poliéster y nailon, con una cantidad de entre 180 y 280 hilos entretejidos por pulgada cuadrada. Esto hace que la almohada sea naturalmente antimicrobiana y resulte una buena opción si sufres de reacciones alérgicas. Los materiales sintéticos también repelen naturalmente la humedad, cualidad importante por muchas razones. Por una parte, te ayuda a mantenerte seco durante la noche y, en segundo lugar, hace que las almohadas sean fáciles de lavar a máquina y mantenerse limpias. Las almohadas de microfibra, fibra hueca y poliéster cumplen todos estos requisitos, al tiempo que proporcionan la suavidad y la sujeción propias de las almohadas de plumas, plumón y espuma viscoelástica.

Elegir la almohada adecuada para ti

La suavidad, la firmeza y la forma de tu almohada estarán condicionadas por tus hábitos de sueño. Las almohadas están diseñadas para proporcionar un apoyo diferente en función de tu postura normal para dormir. Una buena almohada debe mantener la cabeza en una posición y un ángulo similares a los de estar de pie con una postura perfecta.

Una almohada firme y alta suele ser idónea para los que duermen boca arriba o de lado, ya que la cabeza necesitará más apoyo para alinearse perfectamente. Las almohadas más blandas están destinadas generalmente a los que duermen boca abajo, ya que esa posición requiere menos firmeza para lograr el soporte de cuello necesario.

En la descripción del producto verás la posición para dormir adecuada de cada almohada.