Saltar

Espacio para dedicarte tiempo a ti mismo

Las cosas que nos permiten desconectar y hacernos felices en casa son una combinación única y personal. Pero, ¿una casa que refleja tu personalidad puede también transmitir orden y tranquilidad? Este diseñador de interiores nos muestra cómo es posible.

Un salón con dos sofás de piel marrón, una mesa de centro, una vitrina y lámparas.
Un salón con dos sofás de piel marrón, una mesa de centro, una vitrina y lámparas.

Conoce al diseñador

El diseñador de interiores Hans Blomquist creó un hogar basándose en la idea «todo sobre mí». En el hogar encontramos un perfecto equilibrio entre espacio para relajarse y un interior acogedor que permite a su propietario disfrutar de sus pasiones. «Es un loft contemporáneo para alguien que vive solo», comenta Hans. «Hemos creado almacenamiento para que las partes más importantes de él queden a la vista y el resto quede oculto».

Un espacio con vistas

Para cocinar, comer y vivir en un solo espacio, Hans utilizó colores y materiales que lo unieran todo. «Las texturas en capas (madera y piel) aportan calidez y hacen que el espacio sea acogedor». En la cocina, combinar almacenamiento abierto y cerrado añade orden y personalidad. «Los estantes abiertos dan sensación de amplitud y aportan drama. Divide lo que almacenas por estante: uno para la comida, otro para los platos... queda ordenado pero no demasiado».

El almacenaje abierto te permite decidir lo que mantienes al alcance, para no perder el tiempo buscando cosas y dedicarlo a los amigos y la comida.

Sueño reparador

«Máximo confort: ese era el sueño que teníamos para esta cama, conseguir algo que realmente fuera acogedor. Subirse a esta cama es como escapar a tu propia isla», explica Hans. Se usaron capas de textiles suaves en materiales naturales para aportar a este dormitorio de uso diario una sensación de hotel boutique.

Aprovecha tu armario de forma inteligente. Guarda dentro la ropa que necesites para esta estación, y el resto lávalo, mételo en una caja y guárdalo en otro sitio; así ganarás espacio y prolongarás la vida de tu ropa.

Organiza tras las puertas cerradas

Usa cestos, cajas e iluminación directa para sacar el máximo partido a tu armario. Céntrate en agrupar prendas similares y darles visibilidad (cuando puedes ver al momento dónde está guardada cada cosa, ahorras tiempo y energía). Si tu armario es un PAX, puedes personalizar el interior con divisores KOMPLEMENT, estantes de vidrio, compartimentos de cajón y mucho más.

Planifica el almacenamiento según tus rutinas

Piensa cómo te gusta vestirte y organiza el almacenamiento de la ropa en función de eso. Si te gusta planear las cosas con antelación, una barra para ropa te irá de maravilla. O si te gusta ponerte primero la camiseta, cuélgalas en la parte frontal y central. Prueba distintas maneras de organizar la ropa hasta encontrar la que más te guste.

Convierte tu baño en un rincón para recargar las pilas. Si mantienes las superficies despejadas y el interior de los cajones y los armarios ordenado, conseguirás disfrutar de tus rituales diarios con sosiego.

Un hogar hecho para mí

En este loft espacioso para una persona, disfrutarás de la libertad para ser tú mismo, desconectar del día y prepararte para lo que venga. Es un espacio tranquilo y acogedor, en el que Hans usa una mezcla de piezas usadas y un estilo sofisticado que invita a entrar. Los objetos más apreciados quedan a la vista y el resto está guardado de forma inteligente para que no se vea. El resultado es un hogar que no solamente refleja la personalidad de su propietario, sino que además la fomenta.

Nos encanta que los clientes utilicen nuestros productos de una forma creativa. ¡Atrévete tú también! Pero debes tener en cuenta que las modificaciones y cambios que introduzcas en los productos de IKEA impiden que se puedan volver a vender o utilizar para su uso original, por lo que invalidan las garantías comerciales de IKEA y el derecho a devolución.

Autores
Diseño de interiores: Hans Blomquist
Fotografía: Martin Inger