Saltar

Cómo aprovechar las paredes para tener más espacio en casa

Es una de las mejores formas de guardar y ordenar cosas en casa y, aun así, no acabamos de sacarle el máximo partido. Es por ello por lo que hemos recopilado algunos de los mejores ejemplos para que descubras todas las utilidades que tiene aprovechar las paredes de tu casa.

Si vives en un piso pequeño o, sencillamente, necesitas más espacio para guardar tus cosas y no quieres dejarte una fortuna en ello, no pierdas detalle de todo lo que pueden ofrecerte tus paredes. Verás qué prácticas son.

¡Vamos!

Más espacio en una cocina pequeña

Si tu cocina no destaca por sus grandes dimensiones, este método de almacenamiento y organización puede ser la solución perfecta para que, aunque pequeña, tu cocina sea verdaderamente funcional.

Y es que, a veces, algunas cocinas no tienen algo tan básico como suficientes armarios de cocina. Por eso, el primero de nuestros consejos para aprovechar las paredes es que, si tienes unos techos altos o algún hueco vacío, amplíes verticalmente ese espacio de almacenaje con algunos módulos de pared y armarios de cocina extra.

Sistemas de almacenaje para organizar la cocina

¿No te ha convencido la opción de los armarios de cocina para aprovechar la pared? ¿Qué tal si en vez de eso, creamos una estructura para tenerlo todo a nuestro alcance y a la vista?

Existen los que se conocen como organizadores de pared para cocina que, además de reinventar el concepto de la tradicional despensa, son una solución perfecta para liberar espacio de la encimera y del resto de muebles de cocina.

En este caso, hemos apostado por los rieles KUNGSFORS, ya que sus baldas regulables permiten adaptar el espacio a nuestras necesidades. ¡Fíjate la cantidad de cosas que puedes almacenar!

Guardar cosas en el salón sin que el espacio sea un problema

Cambiamos de estancia para mostrarte un ejemplo más de lo útil que es aprovechar el espacio de la pared para organizar la casa. Nos vamos directos al salón.

¿A quién vamos a engañar? El mueble del televisor no es suficiente para almacenar todas las cosas que acaban en esta habitación, ni siquiera si añadimos alguna balda extra. El salón es una estancia que acaba teniendo de todo un poco: que si los juguetes de los niños, que si aquellos jarrones vintage que te enamoraron, que si la colección de libros y libros que aún no has acabado de leer... Y sabemos que no vas a deshacerte de todo.

Pues bien, en este caso, las paredes vuelven a ser nuestras mejores amigas, pues nos dan el espacio perfecto para guardar en ellas todas esas cosas y, de paso, hacerlo con estilo. Para estos casos, nada mejor que hacer una combinación de estanterías y baldas. Si quieres una apuesta segura, BILLY es uno de nuestros comodines favoritos porque, además de económica, tiene baldas regulables para que seas tú quien elija el tamaño de cada hueco. ¿Sabías que buena parte de este producto está fabricado con material renovable?

Teletrabajar o estudiar en un escritorio funcional y motivador

Con un poco de ingenio, puedes sacarle el máximo partido a tus paredes para crear espacios verdaderamente útiles, como una zona en la que trabajar desde casa o estudiar. Incluso si esta zona está dentro del propio salón.

Al utilizar toda la pared de esta sala de estar, conseguimos un espacio flexible y cómodo para adaptarse a diferentes actividades, como el trabajo, los pasatiempos o estudiar. ¿Cómo se ha hecho?

Es tan sencillo como rodear el escritorio con estantes de pared y otras soluciones de almacenaje. De esta forma, despejamos la mesa y logramos que esta zona favorezca la concentración y la productividad, además de conseguir espacio extra para guardar los libros y cuadernos (como hemos hecho en el hueco intermedio entre las baldas) de forma ordenada y bonita.

Y hablando de bonito, ¿qué tal si la parte de arriba del todo la utilizamos para algo más decorativo? Coloca tus pinturas y fotografías favoritas para que, además de funcional, este sea un espacio motivador y te inspire en cada una de tus ideas.

Soluciones de pared para dormitorios infantiles

No queremos que te fijes en las dimensiones de esta estancia, sino más bien en la variedad de soluciones que puedes colocar en la pared para guardar y organizar las cosas de tus hijos. Y es que mantener ordenado el dormitorio de nuestros peques siempre es todo un reto.

Para tener mucho más espacio en una habitación y que todo esté un pelín más ordenado, puedes elegir entre estas opciones:

  • Estanterías: muy útiles para guardar los juguetes de mayor volumen. Si quieres, puedes esconderlos dentro de unas bonitas cajas con tapa o unas cestas.
  • Tableros perforados: perfecto para tener colgado el horario del cole, las tareas diarias, incluso guardar objetos más pequeñitos en cajitas colgantes y aquello que quiera tener cerca del escritorio.
  • Estantes de pared: al tener la parte frontal abierta, a tu hijo no le costará ver, por ejemplo, dónde está su libro favorito. También es un complemento perfecto, por ejemplo, para que además de cuentos, pueda colocar sus dibujos y obras de arte como quiera.
  • Percheros infantiles: son divertidos, coloridos y muy útiles para colgar cosas, como, por ejemplo, la mochila al llegar del cole, la chaqueta, la comba que se ha llevado para el patio o sus collares y complementos.
  • Lámparas infantiles de pared: sabemos que esto no te ordena nada, pero sí te libera de espacio si no tienes donde colocar un flexo o la lamparita de noche. ¿Qué te parece?

Convierte la pared en el armario perfecto

Aquí tenemos un poco de 'magia' para guardar la ropa. El conjuro es muy sencillo y se pronuncia BOAXEL. Este sistema sirve tanto para crear tu propio vestidor como para acondicionar ese espacio en el que guardas la ropa en cajas entre estación y estación. Se trata de una estructura compuesta por cestas de rejilla, estantes y barras. Su distribución es totalmente cambiable, por lo que puedes diseñarla según tus necesidades, de modo que tendrás espacio tanto para los zapatos como para los abrigos más gruesos.

Si quieres un truco extra, aprovecha el espacio desde lo alto de BOAXEL hasta el techo para colocar algunos estantes. Será el sitio perfecto para todo aquello que quieras guardar en cajas organizadoras y bolsas de ropa.

Un sistema ideal para el cuarto de la colada

¿A qué otra estancia puede venirle de perlas un gran sistema como el que te hemos mostrado en el ejemplo anterior? Efectivamente, al cuarto de la colada.

Seguro que más de una vez has pensado en cómo organizar y poner fin a ese caos del cuarto de la lavadora y la plancha: la ropa sucia, la ropa limpia, la clasificación entre la blanca y la de color, las pinzas, las toallas, una parte para la ropa interior... ¡Qué jaleo!

Pues bien, gracias a los sistemas modulares de pared, no solo podremos ordenarlo todo a la perfección, sino que nos facilitará las tareas y ganaremos tiempo para hacer otras cosas que nos gusten más. Esta vez, hemos utilizado la estructura BOAXEL formada por dos secciones, una de las cuales tiene el espacio justo para no chocarse con la lavadora. Incluso tiene un tendedero integrado para que dejes secando al aire aquello que necesites.

¿Qué te han parecido todas estas soluciones que te ofrecen tus paredes? Si te han gustado, no te pierdas estas otras ideas para aprovechar cada esquina de tu casa.

Nos encanta que los clientes utilicen nuestros productos de una forma creativa. ¡Atrévete tú también! Pero debes tener en cuenta que las modificaciones y los cambios que introduzcas en los productos de IKEA impiden que se puedan volver a vender o utilizar para su uso original, por lo que invalidan las garantías comerciales de IKEA y el derecho a devolución.