Product Recycling Fund
The price of this item includes a contribution to a Product recycling fund to ensure that waste electrical and electronic equipment is collected and recycled in a responsible manner.

Cafetera de espresso

Más espuma en el café… y espacio en la encimera, también.

Si te gusta tu espacio de trabajo en la cocina y el café de la mañana, con la cafetera de espresso lo tienes todo. Son muy fáciles de instalar; las puedes colocar a una altura que te resulte práctica en un armario de pared o armario alto para que no ocupen espacio en la encimera. Encantará al barman y al panadero que llevas dentro.

SEGURO QUE TE INTERESA:

  • Reanímate con una máquina de café

    Algunas personas opinan que las máquinas de café no son un electrodoméstico de cocina imprescindible en casa, pero ¡que nos lo digan bien entrada la noche o por la mañana temprano! Nuestra SMAKRIK EM es una bonita máquina de café integrada que cabe perfectamente en los armarios de cocina, por lo que puedes tenerla a una altura cómoda y no ocupa espacio en la encimera. Esta máquina de café funciona con café molido y cápsulas de café, y cuenta con una boquilla de vapor para hacer un delicioso capuchino. Puedes desmontar el recipiente del agua y la bandeja para limpiarlos, y tiene incluso un compartimento para guardar las cápsulas o el bote de café.

  • Accesorios para aprovechar al máximo la máquina de café

    También te ofrecemos todos los accesorios necesarios para aprovechar al máximo tu nueva máquina de café. Tenemos desde bandejas para desayunar en la cama hasta recipientes para preparar tu pastel preferido al horno. Tenemos tazones grandes para soportar las frías noches de invierno y juegos de café para las comidas más sofisticadas. También tenemos jarras de metal para leche muy económicas y, cómo no, el ingrediente fundamental para la máquina de café: el café. ¿Por qué no pruebas un paquete de intenso sabor ESPRESSOKAFFE? Tiene el certificado UTZ, ya que ha sido producido de una forma respetuosa con las personas y el medio ambiente, ¡y está delicioso!